Tarta de seso y espinaca envuelta en salsa blanca




Porciones: 6

INGREDIENTES
Masa
2 tazas de harina (240 gramos)
60 gramos de manteca (mantequilla)
1 huevo
Pizca de sal
1 cucharadita de polvo de hornear (leudante, polvo químico)
Agua para unir la masa

Relleno
3 atados de espinaca
1 seso cocido
3 huevos
Sal y pimienta a gusto
4 cucharadas de queso rallado

Salsa blanca
50 gramos de manteca (mantequilla)
2 cucharadas colmadas de harina
2 tazas de leche (500cc.)
Sal, pimienta y nuez moscada

PREPARACION
Masa. Poner en un tazón la harina cernida junto con el polvo de hornear y la sal. Agregar la manteca y luego el huevo.
Unir bien y formar la masa incorporándole el agua necesaria como para que quede armada. Formar un bollo, envolverlo en papel film, llevarlo a la heladera y dejarlo hasta que esté fría la masa y bien firme.

Relleno. Lavar bien las espinacas y cocinarlas solo con el agua que quedó depositada en las hojas, con la cacerola destapada. Apenas estén marchitas, retirarla y escurrirlas. Exprimirlas un poco y picarlas.

Agregarle los huevos algo batidos, dos cucharadas de queso rallado, sal, pimienta, el seso picado y la mitad de la salsa blanca.

Salsa blanca. Poner la manteca en una cacerola chica y llevarla al fuego hasta derretir. Incorporar la harina y mezclar. Agregar de a poco y siempre revolviendo la leche y continuar cocinando, revolviendo siempre hasta que espese y rompa el hervor. Dejar dos minutos más y retirar. Condimentar a gusto.

Armado de la tarta. Utilizar la tres cuarta parte de la masa y estirarla fina.
Forrar una tartera de 24cm de diámetro y rellenar con la mezcla de espinaca y seso.
Cubrir con la salsa blanca restante.
Cocinar en horno moderado precalentado 180º durante 35 o 40 minutos o hasta que se note la masa cocida y la superficie firme.
Unos minutos antes de retirarla se espolvorea con el queso restante y se deja un momento más para que se gratine.

Se retira y se deja descansar 10 minutos y luego recién se corta.

Compartir en: